RIF: J-30024861-5 / Martes 16 de Enero de 2018 -

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Publicidad

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

PLUMIARTICULOS
22/05/2012
El análisis de riesgo en el lugar de trabajo. (Parte 1)
Una forma de aumentar conocimientos sobre riesgo en el lugar de trabajo es realizar un análisis de riesgos del trabajo sobre las tareas de los individuos. Un análisis de riesgos del trabajo (ART), también llamado Análisis de Trabajo Seguro (ATS) es un procedimiento que lleva a integrar los principios y prácticas de salud y seguridad aceptadas en una operación den particular.

En un ART, cada paso básico del trabajo se examina para identificar riesgos potenciales y determinar la forma más segura de hacer el trabajo. Otros términos que se usan para decidir este procedimiento son: análisis de seguridad del trabajo (AST) y desglose de riesgos del trabajo.

Algunas personas prefieren ampliar un análisis a todos los aspectos del trabajo, y no solamente a la seguridad. Este enfoque, conocido como análisis total del trabajo (ATT), análisis del trabajo o análisis de tarea, se basa en la idea de que la seguridad es una parte integral de todo trabajo y no una entidad separada. En este documento sólo los aspectos de seguridad y salud son los que serán considerados.

Los términos "trabajo" y "tarea" se usan cómodamente e indistintamente para referirse a una asignación de trabajo específica, como por ejemplo, "operar una trituradora"; "usar un extinguidor de agua presurizada" o "cambiar un neumático desinflado". Los ART no son convenientes para trabajos definidos muy generalmente, por ejemplo, "hacer un overjol a un motor"; o demasiado detallado, por ejemplo, "colocar un gato en el carro".

Un análisis de riesgos es simplemente un cuidadoso examen si una tarea a realizar en el trabajo podría causar daño o lesión a los trabajadores, entonces poder analizar si se han tomado todas las precauciones o si es necesario realizar más para prevenir accidentes. Los trabajadores y otras personas tienen el derecho a ser protegidas contra una lesión causada por una falla tomando las medidas razonables de control.

Los accidentes y enfermedades profesionales pueden arruinar vidas y afectar seriamente su negocio si los resultados son afectados, la maquinaria es dañada, los costos de los seguros se incrementan o si usted es demandado.

¿Qué es un análisis de riesgos?
No hay que sobre complicar el proceso, en muchas organizaciones los riesgos son bien conocidos, las necesarias medidas de control son fáciles de aplicar. Por ejemplo, usted probablemente ya conoce que si sus operadores mueven cargas pesadas podrían verse afectadas sus espaldas o existe la probabilidad de que se resbalen en el camino, entonces usted tiene que tomar las razonables precauciones para evitar estos accidentes. Cuando piense acerca de un análisis de riesgos recuerde:

a.- Un peligro es cualquier cosa que pueda causar daño, tales como, químicos, eléctricos, trabajos en alturas, etc.

b.- El riesgo es la oportunidad (alta o baja) de que alguien pueda ser dañado a través de este y otros peligros, junto con una indicación de cuán serio este daño puede ser.

¿Cómo realizar un análisis de riesgos en su lugar de trabajo?

1.- Identificar los peligros.
Inspecciones el lugar donde se desarrolla el trabajo y vea qué podría esperarse de las tareas que pueda causar daño. Hable con sus empleados o sus representantes qué es lo que ellos piensan, ellos podrían tener advertido cosas que no son inmediatamente obvias para usted. Investigue en las asociaciones locales de seguridad las guías prácticas sobre dónde los peligros ocurren y cómo controlarlos. Revise las instrucciones de los fabricantes o las hojas de datos para químicos y equipamientos en general. Estas pueden ser muy útiles en detallar los peligros y poner a ellos en su correcta perspectiva. Revea sus registros de accidentes y de salud, ellos frecuentemente acudan a identificar los peligros menos obvios. Recuerde pensar en peligros y daños a la salud que pueden suceder a largo plazo, ejemplo: altos niveles de ruido o exposición a sustancias peligrosas.

2.- ¿Decidir qué podría ser dañado y cómo?
Para cada peligro usted necesita ser claro acerca de quién podría ser dañado, esto le ayudará a identificar el mejor camino para manejar el riesgo. Recordar: algunos trabajadores tienen particulares requerimientos, ejemplo: trabajadores nuevos y jóvenes, gente con capacidades reducidas podrían estar en particular riesgo. Esfuerzos extras serán necesarios para algunos peligros. Personal de limpieza, visitantes, contratistas, personal de mantenimiento, quienes podrían no estar en el lugar de trabajo todo el tiempo. Si usted comparte su lugar de trabajo, necesitará pensar acerca de cómo su trabajo afecta a otros presentes, hable con su gente y pregunte a ellos si pueden decirle por alguno que usted haya olvidado.

3.- Evaluar los riesgos y definir las precauciones.
Teniendo anotado los peligros, entonces se debe decidir qué hacer acerca de ellos. Las leyes requieren que usted haga todo lo razonablemente practicable para proteger a los trabajadores de los peligros. Se puede trabajar con el análisis solo, pero es aconsejable como mejor camino comparar los resultados con similares "mejores prácticas". Luego de la comparación sus resultados con las "mejores prácticas" vea si existen más y mejores cosas que hacer para llevar su trabajo a lo estándar.

Pregúntese lo siguiente: ¿Puedo librarme del peligro completamente? Si no, ¿Cómo puedo controlar los riesgos para que el daño no sea probable? Cuando procedemos a controlar los riesgos usted debe aplicar los siguientes principios:

1.- Intentar una opción menos riesgosa (ejemplo: cambiar por un químico menos riesgoso).

2.- Prevenir el acceso a los peligros (ejemplo: colocando protecciones).

3.- Organizar el trabajo para reducir la exposición al peligro (ejemplo: poner vallas entre peatones y tráfico).

4.- Proveer de elementos de protección personal (anteojos de seguridad, zapatos de seguridad, protectores auditivos, etc.).

5.- Providenciar elementos de primeros auxilios y limpieza (botiquín, lava ojos, duchas de emergencia, etc.).
Mejorar la salud y seguridad no necesita tener costos altos. Por ejemplo, instalando un espejo en una esquina peligrosa ayuda a prevenir un accidente vehicular. El costo es bajo considerando los riesgos. Involucre a todo el personal en estas prácticas.

4.- Registre sus hallazgos e impleméntelos.
La puesta en práctica de los resultados de su análisis de riesgo hará la diferencia puesto que usted se está ocupando de su gente y su negocio. Escriba sus hallazgos y compártalo con el personal. El análisis de riesgo hará la diferencia puesto que usted se está ocupando de su gente y su negocio.

Escriba sus hallazgos y compártalo con el personal. El análisis no tiene que ser perfecto pero debe ser apropiado y suficiente. Es necesario mostrar que:
1.- Una apropiada revisión se ha hecho.

2.- Se investigó quienes podrían verse afectados.

3.- Se evaluaron todos los peligros significativos, teniendo en cuenta el número de personas que podrían ser involucrados.

4.- Las precauciones son razonables y el riesgo remanente es bajo.

5.- Se involucró a todo el personal y/o sus representantes en el proceso.
Si se encontró que es necesario realizar muchas modificaciones y mejoras en las tareas no trate de hacerlas de una vez, elabore un plan de acción con las cosas más importantes primero.

Un buen plan de acción frecuentemente tiene una mezcla de diferentes cosas tales como:

1.- Algunas tareas de bajo costo y fáciles de implementar, quizás como una solución temporaria hasta que una más confiable pueda ser realizada.

2.- Soluciones a largo plazo para aquellos riesgos con más probabilidad de accidente y/o daño a la salud.

3.- Soluciones a largo plazo para aquellos riesgos que potencialmente tengan la peor consecuencia.

4.- Plan de capacitación para empleados sobre los principales riesgos y como ellos pueden ser controlados.

5.- Revisar el análisis de riesgos y realizar una actualización si es necesaria.
Pocos lugares de trabajo no se modifican con el tiempo, más tarde o más temprano se traerán nuevos equipos, sustancias y procedimientos que podrían generar nuevos peligros, etc. Esto, hace necesario, por lo tanto, revisar nuevamente.

Cada año, formalmente se debe revisar dónde está uno con el análisis, para asegurarse la mejora continua. ¿Ha habido cambios? ¿Hay alguna mejora que todavía es necesario hacer? ¿Tienen los trabajadores identificado un problema? ¿Tiene usted aprendido todo sobre accidentes? Estas son algunas preguntas que nos debemos hacer para asegurarnos que el análisis de riesgo está actualizado.

Cuando usted está trabajando, es muy fácil olvidarse de revisar el análisis de riesgo, hasta que alguna cosa sucede y es demasiado tarde.

Entonces ¿Por qué no hacer el análisis ahora? Deje escrito que la revisión de los riesgos sea un evento anual.

Durante el año, si hay un cambio significativo, entonces no esperar, chequear los riesgos y realizar los ajustes necesarios. Si es posible, es mucho mejor realizar el análisis de riesgo cuando se están planeando los cambios y no después.

FUENTE:
Revista Norte Empresarial
Venezuela. Año IV # 21

COLABORADOR:
Wilman Rodríguez
Portal Web LP.
Usuarios:
Contraseña:
?
Clima
Publicidad

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Clima
Prensa
Revistas
VIDEOS
TECNIPLUMAS
Encuesta
¿Cómo se enteró para estar en la Web de Las Plumas?
 
Por INVITACIÓN de otra Persona...
Por Uso de Programa de BÚSQUEDA..
Por Publicidad de Las Plumas
Por VÍNCULO o ENLACE desde otra Web.
Ver resultados
Inicio / Plumiarticulos / Noticias / Eventos / Sitios de interés / Registro / Clasificados
Contáctenos / Compras en Línea / Foro / Notiplumas


Copyright © 2013. LAS PLUMAS Y ASOCIADOS C.A. - Todos los Derechos Reservados.